Alcaldes de EUA piden a Trump prosiga programa de deportación diferida

Los inmigrantes que fueron traídos de niños a Estados Unidos queden exentos de ser deportados y obtengan un permiso de trabajo por dos años

Donald Trump
7 Diciembre 2016
18:49 hrs
Agencia NTX

Nueva York.- El alcalde de Chicago, Rahm Emanuel, entregó hoy al presidente electo Donald Trump una carta de los alcaldes de 14 ciudades de Estados Unidos, quienes le piden mantener el programa de deportación diferida conocido como DACA.

El programa, instituido por una orden ejecutiva del presidente Barack Obama, establece que los inmigrantes que fueron traídos de niños a Estados Unidos queden exentos de ser deportados y obtengan un permiso de trabajo por dos años, con posibilidad de prórroga.

En la carta, los alcaldes explicaron que “terminar con el DACA quebrantaría las vidas de cerca de un millón de jóvenes, y también afectaría sectores de la economía estadunidenses, así como nuestra seguridad nacional y protección pública, a las que contribuyen”.

“Alentamos a su administración a demostrar su compromiso con la economía estadunidense y con nuestra seguridad al continuar el DACA hasta que el Congreso modernice nuestro sistema de inmigración y provea una forma más permanente de alivio para estos individuos”, dijeron.

En un encuentro con reporteros luego de su reunión en la Torre Trump de Nueva York, Emanuel manifestó que los jóvenes beneficiarios del DACA han luchado para alcanzar el llamado “sueño americano”, y que la mayoría de ellos son estudiantes.

“No es su culpa que sus padres hayan venido aquí. A ellos los debemos apoyar y dar la bienvenida”, declaró el alcalde.

Emanuel dijo además que conversó con Trump sobre las llamadas “ciudades santuario”, las cuales se niegan a involucrarse con el gobierno federal en temas migratorios a fin de proteger a los inmigrantes sin documentos.

“Hablé enfáticamente sobre lo que significa ser una ciudad santuario que apoyará y dará seguridad a personas que están aquí, como a mi abuelo que vino a la ciudad de Chicago a los 13 años de edad hace 100 años”, declaró Emanuel.

De mantener sus promesas de campaña de deportar masivamente a los inmigrantes indocumentados de Estados Unidos, los cerca de un millón de jóvenes beneficiarios de DACA se encontrarían en una situación especialmente vulnerable.

A fin de obtener sus permisos de trabajo, estos jóvenes debieron entregar todos sus datos personales al gobierno federal, lo que facilitaría su ubicación inmediata si la administración Trump decidiera cumplir con sus promesas de deportación.

En una entrevista ofrecida a la revista Time, publicada este miércoles, Trump insinuó que aún no había decidido el destino de los beneficiarios de DACA.

“Vamos a trabajar en algo. Desde un punto de vista humanitario es una situación muy difícil. Vamos a trabajar en algo que hará a la gente muy feliz y orgullosa”, expresó Trump en relación a los beneficiarios de DACA.