Deuda de 6 mdp de Beto Silva, impide comprar camiones recolectores de basura, en Tuxpan

La administración actual recibió una demanda por el incumplimiento de pago de la compra de tres unidades que fueron adquiridas durante la gestión del pasado alcalde

Foto Archivo
28 Noviembre 2016
20:14 hrs
Ana Tavera

Tuxpan, Ver.- La deuda de alrededor de 6 millones de pesos que la administración pasada de Tuxpan encabezada por Alberto Silva Ramos heredó a la actual por el concepto de la adquisición de algunas unidades de recolección de basura, no ha permitido que en estos últimos tres años se pueda ampliar el parque vehicular de las unidades que recogen la basura en la ciudad, aunque en un principio se tenía contemplado realizar.

A decir del regidor comisionado en Limpia Pública, Antonio Kokke Rocha la administración actual recibió una demanda por el incumplimiento de pago de la compra de tres unidades que fueron adquiridas durante la gestión del pasado alcalde, deuda que han tenido que pagar y esto repercutió al servicio de recolección de basura.

Actualmente, dijo que se cuenta con 25 unidades de limpia pública, las cuales funcionan en su totalidad, aunado a los dos camiones que están de repuestos, sin embargo, consideró como fundamental el poder comprar más vehículos que coadyuven a la limpieza de la ciudad, que es una de las demandas principales de la ciudadanía.

Para hacer frente a esta carencia, señaló que analizan en este próximo año que es el último de la actual administración, poder comprar entre dos o tres unidades que componen el parque vehicular de limpia pública, las cuales serían de mucha ayuda y será decisión del alcalde y su cabildo si se puede efectuar esta inversión.

Además de la falta de unidades, externó que también se tienen que enfrentar a la apatía de la población, ya que existe un problema grave con la basura, ya que son los propios ciudadanos los que no tienen esa cultura de mantener limpia de la ciudad, por lo que de nada sirve tener un sistema de recolección, si las personas sacan su basura a la vía pública cuando ellos consideran que es correcto, aunque el camión no vaya a pasar.

“El ayuntamiento, ciertamente, tiene algunas fallas, ya que no se cuenta con las unidades necesarias, tomando en cuenta que algunas se descomponen en ocasiones, con todo y eso, tenemos fallas; aunado a la falta de colaboración de los ciudadanos, que son los que también deben de participar en la limpieza de la ciudad”, aseveró.

Concesionar el servicio, acotó, que no es una solución, ya que esto en otras ciudades ha generado mayor complejidad a la recolección, ya que se han presentado diversos casos en los que las empresas no cumplen con el servicio, lo que vendría a agravar esta situación, ejemplificó.