El gasto

10 febrero 2017
18:02 hrs
VIRGINIA DURAN CAMPOLLO

No quiere aceptar el gobierno federal, la verdadera reducción al gasto público. Son nimiedades los anuncios de reajuste, a salarios de funcionarios. Un gasto tremendo- con costo de miles de millones de pesos- son los congresos. Es urgente la reducción de los mismos y de sus consumos en todos sentidos. Viven como marqueses y no devengan lo que se les paga que es, materialmente, todo. Como hijos de familia, se les conceden muchas concesiones y se les rodea de pequeños sequitos muy costosos. Finalmente no trabajan lo que deben, porque todo se los hace. Sabemos de sus despilfarros y la forma de tirar el dinero que no les cuesta. Se está manteniendo a parásitos, como en la monarquía, que no dejan reales beneficios a la nación. Tenemos que cada mes el gobierno gasta en pagarle a los mandos superiores del gabinete legal y ampliado, más de 300 millones de pesos. Peña Nieto pagó de spots publicitarios a Televisa 424. 5 millones de pesos de enero a octubre del 2016. El director general de Pemex, José Antonio González Anaya, gana 213 mil 822 pesos mensuales; 10 mil 605 más para gasolina; 2mil 760 pesos para el gas de su casa!, y 5 mil 750 para el celular. Al año con otros gastos, representa una erogación superior a 3 millones 183 mil pesos según la revista Proceso. +++ Así podemos revisar los sueldos de todo el aparato gubernamental y asquearnos de tanta desfachatez. De inicio con los poderes ejecutivo, legislativo y judicial. Existen en un reinado llenos de oprobio, en un país con la mitad de su población empobrecida y con la canasta básica en las nubes. Mención aparte los gastos de los virreyes, que indignan después del saqueo continúen en la impunidad. La defensa del gobierno federal a los sátrapas, es ya inocultable. No es posible que quienes quebrantaron el erario de esos estados, anden unos tranquilos y otros a salto de mata pero muy pocos en las cárceles. Todos ellos aportaron, miles de millones de pesos del erario público estatal al candidato Peña Nieto y después al recaudador presidente de la república. La ciudadanía debe recordar que el valiente vive, mientras el cobarde quiere. *** “En total, sumando aguinaldo y vacaciones a sus percepciones netas, el gabinete legal y ampliado le cuesta al país 76 millones 870 mil pesos cada año. Aunque sus percepciones, en diferentes casos resultan variables. La directora del DIF, por ejemplo, gana 189 mil pesos mensuales”, según el periodista Arturo Rodríguez. *** Es lamentable que pseudo periodistas y medios de comunicación estatales, salgan a la defensa de pillos como Arturo Bermúdez y Cesar del Ángel. Acostumbrados a los cuantiosos pagos, por parte de los gobiernos fidelistas-duartistas, hoy suenan desesperados. Columnistas de hasta 200 mil pesos mensuales que son cómplices, pues ese dinero pertenece al pueblo de Veracruz y a quienes sus contratantes les robaron. Muchos crecieron desproporcionadamente al amparo y cultivo, de quienes tiraban el dinero a manos llenas. Las empresas fantasmas de Gina Domínguez y Alberto Silva, eran en contubernio con los favorecidos. La opinión pública sabe distinguir y solo quienes siguen maiceados, pueden defender lo indefendible. *** Hay que reconocer que lo de Arturo Bermúdez Zurita, es un gran acierto del gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares. Después de “La Gorda”, el que le soplaba al oído, cerca muy cerca, era el “general” que cogobernaba con el prófugo. No es la riqueza inexplicable solo el delito, son los muertos, secuestrados, desaparecidos, saqueados por las huestes policiales, del peor secretario de seguridad en la historia de Veracruz. Cientos de familias veracruzanas, que lloran a sus seres queridos que no volverán a ver. Su defensa puede ser legal, pero no ética pues se presume lavado de dinero. *** Y para las agruras del mole…usted sabrá qué tomar. Hasta la próxima.

*Esta es opinión personal del columnista