Enrique Peña Nieto, siempre de vacaciones en los momentos más críticos de México

El presidente regresará a Los Pinos este miércoles, en plena crisis por el “gasolinazo”, con su imagen por los suelos, la violencia en sus niveles más altos y tapado de conflictos

Manifestantes queman una piñata del presidente Enrique Peña Nieto durante las protestas del lunes en el estado de Colima (cortesía Archivo Digital Colima)
3 enero 2017 || 13:27 || Infobae
Compartir en redes

México.- En medio de las protestas contra el gasolinazo en México, manifestantes en el estado de Colima (Occidente) quemaron el lunes una figura del presidente Enrique Peña Nieto, que avanza cuesta abajo el último tramo de su periodo presidencial que concluye el 1 de diciembre de 2018.

El peso en su nivel más bajo de los últimos 20 años, los índices de violencia en los niveles más altos, una aceptación que lo pone en los peores niveles históricos y la exigencia de una explicación sobre el gasolinazo son parte de los pendientes que le esperan al mandatario este miércoles 4 de enero, cuando concluya su periodo vacacional que inició el 26 de diciembre.

“El gobierno mexicano tiene un déficit de credibilidad interna en la actualidad”, dijo a Infobae Andrew Selee, fundador del Instituto México del Wilson Center de Washington, DC.

Las protestas por el gasolinazo se extendieron por todo el país (EFE)

Esta no es la primera vez que el mandatario está ausente del país o de vacaciones durante una crisis: el 31 de enero de 2013, apenas a unas semanas de iniciado su mandato, tuvo que interrumpir sus vacaciones en el exclusivo destino de Punta Mita, Nayarit (Occidente), para atender la demanda de la población que exigía su presencia luego de una explosión en la Torre Ejecutiva de la estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) que dejó al menos 37 muertos.

En noviembre de 2014, mientras realizaba una gira por China y Australia, estalló el escándalo “casa blanca”, que dejó al descubierto la compra que hizo la primera dama, Angélica Rivera Hurtado, de una mansión de más de 7 millones de dólares a un contratista del gobierno.

angelica-rivera-gaviota-casa-blanca

Aquel viaje lo realizó también en medio del clamor generalizado para que atendiera el tema de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa desaparecidos en Guerrero el 26 de septiembre de ese año.

El 11 de julio de 2015, durante la segunda fuga del narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera, el mandatario se encontraba de gira por Francia, pero en lugar de regresar para atender la emergencia, mandó al Secretario de Gobernación (Ministro de Interior) a coordinar las labores de búsqueda.

El 2 de septiembre de 2016, en medio del revuelo por su reunión con Donald Trump en México, el presidente se fue a China para participar en una reunión del G-20, sin dar explicación alguna sobre los motivos de la visita del republicano.

Foto: AFP
Foto: AFP

A finales de diciembre, un nuevo viaje de Peña enfureció a los mexicanos: en medio de las protestas por el aumento de entre 15 y 20% en el precio de la gasolina, se filtró que el mandatario se encontraba jugando golf en un centro turístico en Mazatlán, Sinaloa (Noroeste) y todavía la población sigue esperando una explicación de su parte sobre las alzas a los combustibles, la electricidad para uso industrial y el gas.

Año nuevo con resaca

El lunes, las protestas por el gasolinazo en 29 de los 32 estados del país dejaron un saldo de al menos 26 detenidos, la toma del palacio de gobierno del estado de Aguascalientes (Centro), 16 bloqueos carreteros –según la cifra oficial- y un enfrentamiento entre policías e inconformes en Guadalajara (Occidente), la tercera ciudad más importante de país.

“El gobierno no es sensible frente al descontento de la gente, no salen a dar explicaciones y actúan como si no sucediera nada. Pareciera que todos los ingredientes para un descontento social los está poniendo el Gobierno. Hay una inconformidad real de la sociedad”, dijo este martes en entrevista con Radio Fórmula, la presidente nacional del izquierdista Partido de la Revolución Democrática, Alejandra Barrales.

Pareciera que todos los ingredientes para un descontento social los está poniendo el Gobierno, Peña Nieto no las tiene todas consigo este principio de año: en 2016 el peso se devaluó 20% frente al dólar y empezó 2017 en su peor nivel en 8 años.

En materia de seguridad, cifras del Secretariado Ejecutivo de Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) muestran que a noviembre de 2016 se habían registrado 18.915 homicidios dolosos, 12% más de los registrados en el mismo periodo de 2015, convirtiéndolo en el año mas violento de su administración.

El mandatario inicia también el 2017 con el nivel de aprobación más bajo de los tres últimos sexenios. Sólo dos de cada 10 ciudadanos están de acuerdo con su gestión, según la última medición realizada por la casa encuestadora Parametría.

“No se había registrado un porcentaje de aprobación presidencial menor al 30 por ciento”, señala la casa encuestadora.

Peña Nieto no ha mencionado el tema del gasolinazo ni siquiera en su cuenta de Twitter, sus últimas publicaciones son para desear un “Feliz Año”, expresar sus condolencias por el atentado en Estambul y felicitar al nuevo gobernador del estado de Tlaxcala (Centro).