Fraude en unidad habitacional de Tuxpan

Varias personas están en riesgo de perder sus viviendas, a pesar de habitarlas desde hace años

Foto Noreste
1 diciembre 2016 || 21:27 || ANA TAVERA
Compartir en redes

Tuxpan, Ver.- Varias familias podrían perder su vivienda que durante los últimos 20 años han habitado en la unidad Jesús Reyes Heroles de Tuxpan, esto tras ahora ser una tercera persona la que demanda el desalojo de sus hogares que adquirieron a través de un crédito de INFONAVIT pero que tras un acuerdo del cual no fueron notificados, se hizo la venta de la casa a otra persona.

Por esta situación, son más de cinco familias que decidieron presentar una denuncia en la Unidad de Procuración de Justicia de Tuxpan, en contra de Juana María Hernández Hernández, Jorge Aurelio Serrano Orozco, Ana Cristina Serrano Sánchez, Jesús Humberto Rodríguez Sánchez, todos ellos por el delito de asociación delictuosa y fraude por simulación de la adquisición de las viviendas que ya habían sido otorgados a ellos y que hoy, les demandan las deshabiten.

Ante esta situación, los afectados decidieron interponer esta denuncia con daños a terceros para que no les arrebaten de su casa, la cual ellos recibieron de manera legal, pero ante lo que aparenta ser un fraude se les pretende quitar, a estar prácticamente a días de cumplir 20 años en su mayoría, de habitarlas.

Foto Noreste
Foto Noreste

Tras interponer la denuncia, el abogado Mario Soto Cristóbal dijo que buscarán demostrar la legitimidad de ocupación de estas casas en dicha unidad habitacional, ya que señalaron que recientemente bajo engaños y supuestas demandas, los que ahora se ostentan como propietarios, ya han expulsado de estas viviendas a varias familias, que prácticamente se han quedado en la calle, luego de vivir en una casa que creían era ya de su propiedad.

Soto Cristóbal, aseveró que luego de la denuncia ya interpuesta, estarán efectuando el procedimiento y la estrategia, en el que buscan dar certeza jurídica y demostrar que las casas de interés social entregadas desde 1985 y 1987 por el INFONAVIT a los ahora afectados fue de manera legítima y en ninguna ocasión se les notificó que su crédito no había procedido.

Foto Noreste
Foto Noreste

Explicó que las casas fueron entregadas en 1996, y antes de que estas prescribieran y automáticamente pasarán a ser de manera oficial a propiedad de los afectados, el apoderado legal del grupo JOROSA está demandando para poder quitarles su propiedad, con la que se presume se pagó la deuda que se tenía con el INFONAVIT.

Tan es así del fraude, acotó que dicha empresa no presenta movimientos fiscales desde hace varios años y quien aparece como propietaria de 5 casas es la señora Juana María Hernández en calidad de compradora, quien en el 2014 adquirió 5 casas con valor de 180 mil pesos por cada una, transacción para la cual no comprobó ingresos, por lo que podría tratarse de una simulación.

Mientras tanto, los afectados de esta unidad habitacional viven con el temor que de la noche a la mañana sean desalojados, en caso de no poder comprobar que ellos recibieron la propiedad de manera legítima.