Industria refresquera resistirá movimientos del dólar

Tan solo entre 2012 y 2016 el incremento en inversiones de este sector creció en promedio 22 por ciento

Foto: web
26 Enero 2017
14:51 hrs
Agencia NTX

México.- Ante la incertidumbre de los movimientos que presente en dólar, luego de la llegada de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos, el impacto en el sector refresquero en México será menor, debido a que la mayoría de sus insumos son nacionales, aunque si el valor de la divisa incrementa, sí repercutirá en los precios.

El socio líder del Global Strategy Group de KPMG, Oscar Silva, señaló que la industria refresquera se ha sabido adaptar, de hecho en 2014 con la aplicación del IEPS no hubo un declive, ya que apostó a nuevos segmentos generando un impacto positivo, por lo que será una de las industrias menos afectadas y un motor de crecimiento del país.

De acuerdo con el especialista, el impacto que ha tenido el tipo de cambio es muy importante, pero el efecto por la importación del jarabe será bajo, ya que toda la demás base de costos son nacionales y su efecto será menor que el de otros sectores.

“La industria ha mantenido su compromiso de inversión en activos fijos en el país, en seguir creciendo y prepararse para la demanda del consumidor en los siguientes años, además en un consumo eficiente de agua”, afirmó en conferencia de prensa.

Y es que tan solo entre 2012 y 2016 el incremento en inversiones de este sector creció en promedio 22 por ciento, al pasar de seis mil 917 millones de pesos a 15 mil 300 millones de pesos, por arriba de 12.8 por ciento de la inversión extranjera directa.

Asimismo, consideró que si bien aún no hay decisiones reales sobre la relación comercial entre México y Estados Unidos, la incertidumbre es peor que las medidas que se puedan tomar, por lo que es importante que el país vecino concrete las disposiciones para conocer el impacto de estas.

“Esperamos que la devaluación del peso haya llegado a su máximo por un buen rato, puesto que si continúa tendrá que haber incremento de precios, no solo en la industria refresquera, sino en cualquier industria, pero hasta ahora no se ha dado”, expuso el socio líder de KPMG.

Datos de la consultora señalan que el volumen de ventas de refrescos creció de manera sostenida 1.3 por ciento cada año desde 2012 al año pasado, al alcanzar los 18 mil 824 millones de litros, a pesar de la aplicación del impuesto a bebidas saborizadas en 2014, año donde cayó 0.9 por ciento.

Agregó que la industria refresquera equivale alrededor de 1.2 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) Nacional; además genera uno de cada 400 empleos en México, al sumar alrededor de 130 mil puestos directos al cierre del tercer trimestre 2016.

Asimismo, se estima que genera alrededor de 1.35 millones de empleos indirectos, por lo que el total de empleos asciende a 1.48 millones, aproximadamente 3.0 por ciento de la Población Económicamente Activa.