No a declaraciones tremendistas

13 diciembre 2016
13:12 hrs
Columna

Por José Ortiz Medina

 Mucha razón le asiste al académico Rafael Arias Hernández en lo que comenta en su columna de este lunes.

El economista y ex director del IVEC señala atinadamente que más que declaraciones tremendistas, urgen acciones efectivas de parte del nuevo gobierno estatal.

Y para ello, puntualizó, hay que aprovechar la oportunidad de la alternancia y cambiar todo lo que se deba cambiar. “Cambiar, no simular. Preciso tener presente, insistir e insistir, que los veracruzanos decidieron un cambio efectivo; y no cambiar para que todo siga igual o peor”, afirma Arias Hernández.

El académico universitario refiere que de acuerdo con el INEGI, la corrupción fue el segundo problema más importante durante 2015, después de la inseguridad y la delincuencia, mientras que para 2016, “sin duda que Veracruz ocupa primeros lugares en delincuencia gubernamental”.

“El problema de ineptos y corruptos, viejos y nuevos; de intocables y reciclables, improvisados y aprendices, es tan grave que 93.3 % de los afectados prefieren no denunciar porque lo consideran inútil, ineficaz y hasta peligroso hacerlo.

Cárteles, pandillas, bandas, hampones, saqueadores constituyen un problema de alta prioridad. Nada de hacer como que se hace”, sentencia Arias Hernández.

También enfatiza que la obligación del nuevo gobierno es precisa y el compromiso personal fue insistente y claro: “la voluntad manifiesta de los veracruzanos es cambiar, empezando por no más impunidad. Ahora a cumplir y hacer cumplir; o, a pasar a la complicidad. Por lo pronto, hay que exigir limpieza sin excepciones y poner ante la justicia a todos los presuntos responsables que lo ameriten; y al mismo tiempo, dar paso a la oportunidad y realización de los cambios, para informarse y participar, para evitar que los desastres y pérdidas se repitan. Tiempo de pasar del dicho al hecho, de comprobar la responsabilidad cumplida o de denunciar complicidad y culpabilidad advertida”.

Totalmente de acuerdo. Ojalá todos lo entiendan igual.

 Que dice Margarita que siempre sí, se regresen los militares a los cuarteles

 No cabe duda que cuando están en campaña, los políticos son capaces hasta de darse balazos en el pie con tal de quedar bien.

Pero algunos llegan a niveles de escándalo por la incongruencia, como es el caso de la adelantadísima aspirante presidencial panista Margarita Zavala de Calderón, quien se pronunció, aunque usted no lo crea, en favor de que el Ejército vuelva a los cuarteles, a diez años de que su marido lanzara la llamada “guerra contra el narcotráfico”.

La esposa del ex presidente Felipe Calderón se pronunció porque las fuerzas armadas abandonen las tareas policiacas que les encomendó su marido, cuando las instituciones de procuración de justicia puedan brindar la seguridad necesaria.

Esto permitirá que suceda lo que también quiero: que nuestros soldados y nuestros marinos regresen victoriosos a los cuarteles, porque yo sí los he visto jugarse la vida por la seguridad”, dijo la panista, en medio del revuelo por el durísimo discurso del secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos, quien la semana pasada se quejó amargamente de que los soldados siguen sin un marco legal que ampare la tarea que les ordenó el Estado Mexicano.

Así, o más oportunista la “Calderona”.
Topacio, al bote

 Se la hicieron efectiva al primer “pasado de lanza” que se atrevió a cerrar vialidades sin justificación alguna en Xalapa.

Luego de que durante todo el día colapsó la ciudad, la pseudo líder de las asociaciones ARCO y Proyecto México, Citlalli Topacio Hernández, fue detenida por elementos policiacos, que se la llevaron “de palomita” al cuartel de San José, mientras levantaba el bloqueo en la avenida Lázaro Cárdenas.

Completamente justificada fue la intervención policial. Acostumbrada a chantajear a las autoridades, a Citlalli Topacio Hernández se le hizo fácil no solamente cerrar los cuatro carriles de la salida de Xalapa a Veracruz, sino que junto con sus huestes se puso a extorsionar conductores, a quienes les “bajaban” entre diez y cien pesos para dejarlos pasar.

Además, las “demandas” de estas organizaciones son puras prebendas con las cuales sus lidercillos medran para seguir viviendo pegados a la ubre presupuestal sin trabajar.

Ni hablar, el gobernador Miguel Ángel Yunes se las cumplió. Y la verdad, qué bueno.

 Se ampara “El Chapo” porque quiere… otra cobija

 Pensábamos que eso de los amparos sólo se daba para situaciones importantes, para casos de “vida o muerte”, o para evitar la cárcel. Sin embargo, vemos que también sirven para resolver situaciones más mundanas, más simples, como quitar el frío. Por ello, Silvia Delgado, abogada de Joaquín Guzmán Loera El Chapo, interpuso el pasado 8 de diciembre un amparo en el Juzgado Sexto de Distrito de Ciudad Juárez, para que se le otorgara a su cliente una cobija, pues la que tenía es muy delgada y no lo resguarda de las bajas temperaturas que azotan a esa frontera en esta temporada.
De acuerdo con El Diario de Juárez, la solicitud fue aprobada por el juez luego de que el narcotraficante resintió el frío en su celda de concreto en el Cefereso 9 Norte, donde se encuentra recluido desde el pasado 7 de mayo.
Delgado cuestionó que el gobierno desestime derechos básicos de los reos, como una cobija, y que se tuviera que llegar a un amparo.
Aseguró que antes de promover el amparo, El Chapo sólo vestía una chamarra y un pantalón caqui, similar al que usaba en el penal de Puente Grande, Jalisco, del que se fugó en el 2001.