Un devoto hindú perforó sus mejillas con un tridente y camina hacia el templo de las cuevas de Batu durante las celebraciones del festival de Thaipusam en Kuala Lumpur. Cientos de miles de hindúes en Malasia participan en el colorido festival de Thaipusam y muestran su devoción al Señor Murugan perforando sus cuerpos con tridentes, ganchos y pinchos. AFP

9 febrero 2017 || 9:06 ||
Compartir en redes