Ponte en contacto

Columnistas

Ángel Álvaro Peña – Muchos legisladores, pocas leyes

Publicado

en

ALMA GRANDE

Por Ángel Álvaro Peña

Nos han acostumbrado a pensar que los legisladores son parte importante de la democracia, que las autoridades electorales defienden la democracia, que las instituciones crean un Estado sólido, que la división de poderes fortalece al gobierno. Esto es real en la teoría, pero en la práctica es muy diferente, sobre todo porque todas estas instancias están compuestas por seres humanos con virtudes y defectos. A veces con más defectos que virtudes.

El reflejo de estas entidades es lo que vale, y los nombres de sus edificios se quedan en simples membretes cuando los seres humanos que las manejan no cumplen con su responsabilidad. Así que no hay instituciones indispensables, lo indispensable es que se manejen con claridad.

Este es el caso del poder Legislativo, donde podemos ver que, en el caso del Congreso, de 500 diputados federales algunos no asisten, otros sólo calientan su curul, otros sólo sirven para levantar la mano por consigna y son muy pocos los que defienden los ideales de sus partidos en tribuna. El resto son fantasmas que van y vienen al Palacio Legislativo, si todos sabemos esto, debe hacerse algo al respecto.

El Congreso de la CDMX es un ejemplo de este despilfarro innecesario que sólo reproduce parásitos, es decir, quienes se acostumbran a ganar dinero sin mucho esfuerzo quieren vivir así el resto de su vida, condición que caracterizaba a la burocracia del pasado.

El Instituto Mexicano para la Competitividad informa que el congreso local de la capital del país es el más costoso de México, según el informe legislativo 2021 la capital destinó mil 744 millones de pesos este año a su Congreso, el cual consta de 66 diputados. Es decir, la Ciudad de México gastará este año 26.4 millones de pesos por cada legislador, lo que significa más del doble del promedio nacional, que se ubica en 12 millones de pesos, según dicho informe, que añade: “Un congresista del Estado de México cuesta la mitad de eso, y uno de Campeche un cuarto del costo de un diputado del congreso capitalino”.

El segundo cuerpo legislativo más costoso es el del Estado de México, con 985 millones de pesos, y tienen mayor población que la capital.

Lo mismo sucede con el resto de los congresos locales y, desde luego con el federal, donde ya no se justifica la presencia de diputados y senadores de mayoría relativa, al contrario, ahora son producto de encono entre partidos y autoridades electorales, que tratan de hacer cuentas poco claras a la hora de otorgar mayorías, pudieron evitarlas recortando 200 diputados que sólo utilizan el cargo como trampolín para otros puestos, pero que en ese lapso no hacen nada.

La representación proporcional surgió cuando no había partidos de oposición. Ahora esta ha dado un giro de 180 grados y la representación relativa sobra. Estados Unidos con 51 estados cuenta con 435 representantes, nosotros con 32 tenemos 500 diputados y 128 senadores. Se trata de un Poder Legislativo obseso e innecesario que sólo puede justificarse para atraer simpatizantes y parásitos a la hora de hacer política de verdad.

Desde luego que el nivel de politización en el vecino país del norte no es el mismo de México ni la historia puede asemejarse a la de ellos, pero los números hablan por sí solos. La representación real es cuando el legislador acude periódicamente con los votantes, no necesita de más representación que la de un verdadero diputado o senador, pero se ha vuelto costumbre que son semidioses a los que nadie puede ver, ni saludar ni pedir explicaciones.

Los legisladores locales y federales deben estar junto al pueblo no sólo en tiempos de campaña sino durante su periodo, y es la gente la que lo pedirá como presidente municipal, como senador o como gobernador, pero ellos no tienen derecho a escoger el destino de su carrera política, son representantes, son nuestros colaboradores y quien decide sobre el destino de su carrera, -dependiendo de su eficacia- es la gente, no ellos.

La percepción que nos han impuesto es que son intocables por el fuero, pero también inalcanzables.

Veamos cómo están los números en dos partidos, uno de los mayoritarios y el otro poco afortunado por los votos, es el caso de Morena y Movimiento Ciudadano, los cuales gastaron más de lo que la Cámara de Diputados entregó a sus bancadas para el periodo que va de septiembre de 2020 a febrero de 2021.

Según el Informe Semestral de Egresos de los ocho grupos parlamentarios que componen San Lázaro, Morena sobrepasó sus ingresos: recibió 154 millones 393 mil pesos, pero erogó 165 millones 601 mil pesos. Es decir, que gastó 11 millones 208 mil pesos de más.

Movimiento Ciudadano, con sólo 25 diputados federales. Recibió 28 millones 651 mil pesos, pero gastó 29 millones 204 mil pesos, es decir, 553 mil pesos más.

La depuración del Poder Legislativo debe hacerse de inmediato y no sólo por austeridad sino por decencia, para darle mayor honorabilidad a nuestras soberanías y que haya legisladores que legislen desde tribuna, lugar que últimamente pareciera balcón de vecindad. PEGA Y CORRE. – Sigue el proceso de hacer de la política una acción policiaca, porque ahora resulta que el director de la CIA; William J. Burns, está en México. Si hay transparencia debemos saber los mexicanos puntos y comas sobre la razón de su visita… Esta columna se publica los lunes, miércoles y viernes.

angelalvaro@hotmail.com

Esta es opinión personal del columnista

Columnistas

José Sobrevilla – Este agosto, tres años sin Huberto Batis

Publicado

en

Por

Por José Sobrevilla

Este mes, un 22, pero de 2018, cumpliremos tres años de la partida física del gran Huberto, el “Maestro de escritores”, como lo nombró Consuelo Sáizar, entonces presidenta del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta), cuando por su trayectoria fue reconocido con la presea “Medalla de Oro de Bellas Artes”, reconocimiento instituido en 1993 y que se venía otorgando a reconocidos creadores y artistas que, por su prestigiada trayectoria, venían realizando significativos aportes a la cultura mexicana y universal. La había recibido grandes personajes como Emilio Carballido en 1995, Jaime Sabines en 1996, el poeta poblano Germán List  Azubide en 1997, José Luis Martínez en 1998, igual que Alí Chumacero… por mencionar algunos como el entrañable José Agustín en 2011.

Un frío diciembre de 2009, con su salud ya deteriorada por sus 75 años de edad, estuvimos ahí acompañando al amigo Huberto Batis, familiares, amigos y seguidores de su obra. En el estrado estuvo flanqueado por Julio Aguilar, jefe de cultura de El Universal; el grabador y amigo Héctor de la Garza “Eko”; Guillermo Fadanelli, escritor muy apreciado por Batis; el profesor de Filosofía y letras de la UNAM Alejandro González Acosta y la poetisa y traductora, Pura López Colomé, amiga también muy querida por Huberto.

No sé si es el clima, lo nublado y brumoso del día, la consulta, pero hoy amanecí nostálgico; recordando los tiempos en que esta vida era más llevadera. Como cuando una ocasión el buen Huberto me decía “Pepe, es que ya me estoy quedando solo. Todos mis amigos ya se murieron”, y me mencionó varios, entre otros al escritor Juan García Ponce, de quien fue muy cercano. Él vivía con su amada Patricia González.

Cierta ocasión, ya estaba enfermo, le digo, “queremos ir a desayunar contigo” ¿Qué llevo? Y me contestó “barbacoa”, llamó mi atención porque sabía que era un gusto que no se podía dar, dado a su salud. Llegamos este corresponsal y la querida amiga Luisa Vélez, quien estaba, –pese al tiempo, 13 de noviembre 2013 – aun ahogando el dolor de la pérdida de su esposo, el también querido Gustavo García (mi profesor); y aunque Huberto no comió prácticamente nada, estuvimos muy a gusto charlando con él y con Patricia, formidable anfitriona.

Recuerdos tuvimos tantos.

Como cuando con otro amigo, por fortuna con vida, Jorge Meléndez Preciado, lo fuimos a entrevistar a su casa de Tlalpan, Centro, con las cámaras del Canal 21 de la Ciudad de México, en un trabajo del cual se retomó muy poco y que aún conservo como material valioso de su vida y obra. O bien, cuando tuve la fortuna de reunir en la casa de Batis, ya al sur de la ciudad, al amigo Jorge Meléndez y al ya también finado René Avilés Fabila, cuando la UAM-Xochimilco[1] le iba a rendir un homenaje en vida, también muy sentido. Por desgracia no grabé nada de esa reunión, pero las anécdotas fluyeron desde el gran Juan Rulfo, Carballido y tantos autores, con datos que habían vivido ellos en su momento.

De la entrevista para canal 21 que hicimos Jorge y este columnista, alguna vez consideramos escribir un libro, pero por sin fin de razones no lo hicimos. Aunque en la charla tratamos algunos temas de interés. Entonces tenía 74 años y al siguiente le dieron la Medalla de Oro.

“Estoy enfermo de una cosa del sistema inmunológico. Hace dos años estuve bastante grave y me dijeron que arreglara mis cosas. Dije yo, “¿qué cosa es eso?” “Tus papeles y todas tus cosas; porque cualquier enfermedad oportunista te lleva”. Tengo lo que se llama leptospirosis. La leptosfida es una espirosqueta, como la de la sífilis, que transmiten ratas, perros”, reveló en aquel momento.

– ¿Cuánto tiento hace que te lo diagnosticaron?

– Hace diez años y me dijeron que lo tenía desde hace 20; que yo lo capturé, ¡SABRA DIOS DONDE…! Resulta que, en Cuernavaca, una casa donde yo vivía, había murciélagos y el guano, estaba en todas partes, en los jardines, en las plantas. Yo tengo un perro. Lo analizamos y está enfermo. Desde chiquitos ya nacen enfermos, transmitido de padres a hijos.

Nos platicó de Unomasuno, cómo llegó, de Fernando Benitez, de Manuel Becerra Acosta, “Yo tenía talleres aquí y de ahí empezó a salir la gente nueva que es la que está ahorita manejando todo”.

– Muy importante, está Xavier Velasco, por ejemplo.

– Xavier Velasco que está triunfando en la novela. Sheridan, Alberto Ruy Sánchez que hizo la revista Artes de México; Enrique Serna, escritor de primera; pero muchos que están en activo en el periodismo como Fadanelli que ahora lo han llevado a Nexos. 

– ¿Tiene relación con todos ellos después de que usted los formó? Le pregunta Jorge Meléndez.

– Sí. Me hicieron una despedida en Bellas Artes anunciando mis setenta hace cuatro años. Y allí Alberto Ruy Sánchez dijo “es el momento en que hagas una revista electrónica, que hagas un blog; y aquí estamos, todos te vamos a ayudar”. Ya las revistas de papel se acabaron, Cosa que es totalmente ilusa, por un tiempo por lo menos todavía más. Pero la idea de que yo hiciera una revista con ellos, no era muy posible porque ellos estaban ya muy comprometidos. 

Por ejemplo, Octavio Paz, se llevaba gente y les pedía exclusividad. Te vienes a Vuelta y acá te vamos a pagar muy bien, te vamos a conseguir becas, apoyos de todo tipo, y estaban echando ojo haber quien descollaba. Fíjese. ¡Estuve 25 años en “Sábado”! el suplemento cultural de Unomásuno.

Aquella ocasión Jorge lo llevó a hablar del “Desolladero”, una sección que a Batis divertía mucho, ya que, ante tantas quejas y ataques que se daban entre los mismos periodistas, él la armó para que allí dijeran todo lo que tenían que decir. Por supuesto, hoy lo más parecido es el famoso “Quién es quién en las mentiras de la semana” de las Conferencias Mañaneras de Palacio Nacional.

– Yo era coleccionista de Desolladero. A propósito, de lo que estamos viviendo hoy en cultura, ¿qué tema sería para esa columna? Le dice Meléndez Preciado.

– Pues en este momento tendrían que estar disputándose, porque el “Desolladero”, le pusimos así López Colomé y yo, inspirados en el “despellejadero” que llamaban en el siglo XIX, en las librerías que se reunían los escritores los domingos y que no se iban a comer porque el primero que se iba era despellejado. Entonces, dijeron “nos vamos todos al mismo tiempo para que no coman prójimo”. Entonces, dijimos nosotros, vamos a ponerle abiertamente un… y ahí es donde se nos ocurrió “Desolladero”. Como un Zompantli de los indígenas donde se exhiben…. Y me decían “amarra navajas”. Octavio Paz, por ejemplo, me decía: “usted ha inventado lo más peligroso, lo más odioso, lo más explosivo, que es poner a la gente a pelear. Nosotros debemos discutir las cosas en privado; no ante el lector”. “Desolladero” fue un éxito. Era lo primero que veía uno (en el Suplemento). Llegué a tener como una cartelera de toros, o de box, quién contra quién. Es más, llegó a haber hasta diez peleas al mismo tiempo que a veces se prolongaban.

Ya seguiremos publicando en este espacio, anécdotas en este mes de agosto, cuando falleció Huberto Batis, una persona inolvidable para muchos de los amantes de la literatura y el periodismo cultural, a manera de homenaje. Les recomiendo un detrás de cámaras[2], de la entrevista[3] que hicimos Jorge Meléndez y este reportero, de la cual ofrecemos un breve fragmento en el video anexo. 


[1] https://archivo.eluniversal.com.mx/cultura/2014/impreso/celebran-a-huberto-batis-73767.html Consultado el 01.08.2021

[2] https://www.youtube.com/watch?v=vvXYbcjUkLg Consultado el 01.07.2021

[3] El jueves 10 de febrero (2011), nos reunimos en Matamoros 172, Tlalpan, Centro, para entrevistar al maestro de Filosofía y Letras de la UNAM, Huberto Batis. Estuvimos el equipo de producción de Canal 21 encabezado por Vero Cervantes, el conductor del programa «Después de la letra, la palabra», Jorge Meléndez Preciado, y el jefe de fotógrafos de Notimex Alejandro Meléndez. El presente video es un homenaje al maestro Batis.

Esta es opinión personal del columnista

También te puede interesar ver: José Sobrevilla – Este 1º de agosto, ‘Juicio a expresidentes’

Continua Leyendo

Columnistas

Gilberto Haaz Diez – El Affaire olímpico

Publicado

en

Por

*Y cuando despertaron, caían pocas medallas. Camelot. 

Por Gilberto Haaz Diez

Una buena parte del país se rasgó las vestiduras en las redes sociales, y uno que otro noticiero nacional porque, sucede que las atletas olímpicas de Softbol alguien aseguraba que habían dejado sus uniformes oficiales en el hotel, abandonados, como se abandonan los zapatos viejos, diría Joaquín Sabina, porque venían muy cargadas en las maletas. De apátridas no las bajaron muchos nacionalistas chafas y culeids. Las aerolíneas ya sabemos que tienen un peso permitido por maleta, algunas te dejan llevar 25 kilos y otras un poco más. Si necesitas más maletas, hay que pagar, que para eso se inventó ese negocio. Todos hemos sido víctimas, cuando viajamos, de pasarse alguna vez en peso de maleta, y ahí lo tenéis a uno sacando los calzones y zapatos y los tiliches, para pasarlos a otra maleta o llevarlos en la mano. Eso solo me ocurrió una vez, ya luego me compré mi pesa portátil o la pido prestada en los hoteles y checo mi capacidad. Eso no tendría la mayor importancia, diría Arturo de Córdova. El nacionalismo brotó, porque la mayoría de las jugadoras son americanas nacidas de mexicanos, y Ciro Gómez Leyva tuvo que sacar los datos de lo que nos depositan año con año, unos 40 mil millones de dólares, en trasferencias bancarias de gente que allá trabaja, padres o tíos de estas muchachas, y eso hay que agradecerlo siempre, porque en esta pandemia, sin ese dinero que llegó de Estados Unidos, quien sabe dónde andaríamos. 

Lo que hay que discutir en estas olimpiadas, es qué dirá Ana Guevara, la mujer grilla de la 4T al frente del deporte, de los pocos y malos resultados que llegan sin medallas. Eso debe explicar, no andar vetando a figuras como Paola Espinosa, la campeona clavadista que se quedó en la orilla del rio, después de haber competido en cuatro olimpiadas. 

Ana Guevara, es una especie de funcionaria similar a Sanjuana Martínez, la directora de Notimex, que llegaron antorchadas de grandes títulos, Ana Guevara en olímpicos y competiciones mundiales, y la periodista como una buena periodista, pero chafísima directora y compañera de los reporteros. Las dos hacen agua. 

Ana Guevara puede tener varias salidas. 

Una: Echarle la culpa a los neoliberales, que le heredaron eso, o al Covid, que la pandemia no permitió entrenar bien. 

Dos: Renunciar con dignidad, al regreso, y dejar que entre allí alguien que no vaya a grillar, aunque siempre hay grilla. 

Tres: Decir que, cuando vaticinó que México llegaría con 10 medallas olímpicas, decir que ella tenía otros datos. 

Con eso. 

EL SUFRIMIENTO OLIMPICO 

Netflix puso como reestreno, un documental que ya llevaba varios años de ser visto, uno o dos. Es la triste historia sobre las gimnastas víctimas de los abusos del doctor Larry Nassar de la Federación de Gimnasia de EE. UU., y los periodistas que destaparon su cultura tóxica. Con la gimnasta Maggie Nichols, la medallista olímpica Jamie Dantzscher y la exgimnasta Rachael Denhollander. También aparece la chiquilla que se convirtió en una revelación mundial y apenas hace dos días, cansada de la presión mental, dijo al mundo que ya no aguantaba, la estrella de la gimnasia Simone Biles, ahora de 24 años de edad y que aparece en ese documental del médico depredador. Nassar se declaró culpable de cargos federales de pornografía infantil y fue sentenciado a 60 años en prisión en diciembre de 2017. Además se declaró culpable de siete cargos de conducta sexual criminal en el condado de Michigan y fue sentenciado a entre 40 y 175 años de prisión hace dos semanas. Vale la pena recordar esa historia, sobre todo ayer que diario El Mundo de España, escribió una bella nota de esa chica de color, que se convirtió en la número uno del mundo.  

www.gilbertohaazdiez.com 

Esta es opinión personal del columnista

Continua Leyendo

Columnistas

Héctor Parra – Adiós al Fonden, más dinero para AMLO

Publicado

en

Por

TRAS LA VERDAD

Termina la vida jurídica y administrativa del Fondo de Desastres Naturales, del Fondo de Prevención de Desastres y Naturales y otros. Aunque el gobierno de AMLO ya disponía de los miles de millones de los fondos de los Fideicomisos. 

Para el Presupuesto de Egresos de la Federación del año 2020, Andrés Manuel dispuso discrecionalmente de 8 mil, 927, millones, 743 mil, 813 de pesos. Para este ejercicio fiscal se sumó otra cantidad semejante. Cerca de 20 mil millones de pesos se embolsó el presidente de la República de los dos últimos años. Sin límites su ambición por el control del dinero público, como en los mejores tiempos del arrasador presidencialismo. 

El día 27 este mes de julio, se declaró oficialmente la muerte de los Fideicomisos, acorde al Acuerdo que declaró la abrogación de algunos Fideicomisos. La Secretaría de Gobernación coordinaba el dinero y los trabajos de esos Fideicomisos. En lo subsecuente queda a cargo de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, la operación de apoyos a la población, a los gobiernos estatales y municipales sobre los “desastres naturales”, sin presupuesto alguno que sustente la operación. 

El Poder Ejecutivo Federal, emitió reglas de operación en los años de 2010 y 2017, publicadas en el Diario Oficial de la Federación. Si bien bastante burocráticas para acceder a esos recursos, al menos existía orden en el manejo de las finanzas que, según AMLO, eran manejadas fraudulentamente, acusación que nunca demostró. Resulta claro que el presidente solo quería engullir esos recursos públicos, los esbirros de su partido en la Legislatura Federal, lo aprobaron. 

El Acuerdo que abroga los Fideicomisos, traslada la responsabilidad de atender los desastres naturales a la Secretaría de Seguridad Pública, debilitando más a Olga Sánchez Cordero. Para que se entretenga Rosa Icela Rodríguez, a quien le cercenaron la Guardia Nacional. 

Acuerdo del “mañoso” del presidente. No hay reglas de operación, tampoco hay dinero a la vista. Así que, cualquier gobernador o presidente municipal que pretenda acceder a recursos públicos en apoyo de la población o para atender la infraestructura dañada por algún desastre natural, quedará en manos del gobierno federal (AMLO) para la obtención de cualquier apoyo; discrecionalmente, sin reglas de operación, él podrá decidir e imponer cualquier modalidad para acceder a los apoyos. El dinero se lo “tragó” la partida secreta de la presidencia. 

Así las cosas, en el primer párrafo del Acuerdo presidencial determinó que, en lo sucesivo corresponde a la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana conducir y ejecutar en el ámbito federal las políticas y programas de protección civil en el marco del Sistema Nacional de Protección Civil para la prevención, auxilio, recuperación y apoyo a la población en situaciones de desastre. “Todo un desastre maquinado”. 

El mismo Acuerdo refiere en su párrafo tercero, que en términos del artículo Quinto del Decreto que adecuó diversas disposiciones, reformaron el artículo 37 de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria, el cual señala que el ejercicio de los recursos para llevar a cabo acciones preventivas o ejecutar programas y proyectos para atender los daños ocasionados por fenómenos naturales se sujetará a las disposiciones que se establezcan en el Presupuesto de Egresos de la Federación, así como a las disposiciones que emita la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, y que dichos recursos “podrán” (facultativo y caprichoso) destinarse a cubrir los gastos que se hayan devengado conforme a los fines antes referidos ¿Qué significa el galimatías? ¡Que discrecionalmente apoyarán a quien decida AMLO! No hay reglas de operación. El gobierno federal se quedó con el dinero de los Fideicomisos que operaban por medio de reglas claras la aplicación de los dineros. 

En el párrafo quinto del Acuerdo, si bien continuaban existiendo “formal y legalmente los Fideicomisos”, prohibieron hacer uso de los recursos aprobados en el Presupuesto de Egresos, ni un peso para ser operado por los entes jurídicos referidos. La excepción: solo autorizaron gastos para la operación de la extinción y cubrir obligaciones pendientes. 

Al presidente no le alcanza el presupuesto para la compra oportuna de los medicamentos para la población, derecho humano inalienable e imprescriptible. Pero sí tiene recursos públicos para obsequiar al enemigo de la democracia, régimen comunista de Cuba, alimentos, medicinas, vacunas; y a los gobiernos centroamericanos 90 millones de dólares (1800 millones de pesos aproximadamente) sin condición alguna de rendición de cuentas. 

Toda entidad pública que erogue dinero del erario debe justificar plenamente el uso legal del recurso; pero, AMLO se da el lujo de obsequiar dinero público sin necesidad de comprobar el destino de los impuestos de los contribuyentes mexicanos ¿Corrupción? No, son donaciones a países extranjeros. 

El remate de los abusos. En el último párrafo reconocen la inexistencia de reglas para la operación de los recursos que ahora están en la “panza” del Ejecutivo. Dice: “a efecto de que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público emita disposiciones específicas que establezcan y regulen los mecanismos presupuestarios que permitan el adecuado ejercicio de los recursos antes referidos, y para que la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana establezca el marco normativo para la conducción y ejecución de las políticas y programas para la prevención, auxilio, recuperación y apoyo a la población en situación de desastre”. Vaya manera irresponsable de gastar el dinero, sin reglas ¿Qué hará la Entidad Superior de Fiscalización? 

Los “demócratas” del socialismo de la 4T abusan discrecionalmente de los recursos públicos a plenitud. No fijaron plazo para la emisión d “reglas operativas”; a ver cuándo se les antoja crear el marco normativo. 

Mientras el presidente reiteró, en la tierra del “Chapo Guzmán”, que no se arrepiente de haber dejado en libertad al hijo del “Chapo”, so pretexto de haber evitado la muerte de más de 200 personas ¿Por qué no pensó lo mismo cuando provocó la muerte de 137 personas en Tlahuelilpan, Hidalgo? A estos inhumanamente los dejó morir frente al grueso de las Fuerzas Armadas. Merece ser sometido a la justicia penal. Así quiere ganar su consulta popular. AMLO: ¡No al fraude de consulta! 

Por Héctor Parra Rodríguez 

Esta es opinión personal del columnista

También te puede interesar ver: Héctor Parra – Morena adelanta y anuncia su derrota de consulta

Continua Leyendo

Más vistas

Noreste.net es un medio del Grupo Noreste. Los contenidos escritos y gráficos que se muestran en el portal, son responsabilidad exclusiva de sus autores y no necesariamente reflejan el punto de vista de Grupo Noreste. Noreste.net se reserva el derecho de hacer modificaciones en su sitio en cualquier momento y sin previo aviso, al igual que retirar en cualquier momento, contenidos previamente publicados si así conviniere a la empresa.