Ponte en contacto

Columnistas

Juan F. Aguilar – Depósitos En Efectivo

Publicado

en

Apuntes Sobre Finanzas

Por: Juan F. Aguilar De A Llave

Si no lo sabia; le informo: desde el primero de octubre de 2007 fué publicada la Ley del Impuesto a los Depósitos en Efectivo, en la cual tipificaba en su articulo primero cual era su objetivo:

“Las personas físicas y morales están obligadas al pago del impuesto establecido en esta ley, respecto de todos lo depósitos en efectivo, en moneda nacional o extranjera que se realicen cualquier tipo de cuenta que tengan a su nombre en las instituciones financieras”; con sus excepciones dentro de estos depósitos hasta

$ 15,00.00

Señala que no se consideraran depósitos en efectivo las transferencias electrónicas, traspasos de cuenta, títulos de crédito o cualquier otro documento o sistema pactado con instituciones del sistema financiero.

La razón de esta ley fué y es la de combatir la informalidad y el dinero del narcotráfico, la razón es sencilla ¡el efectivo es aceptado por todos!, a través de los tiempos modernos ha vendo cambiando, pero no ha dejado su esencia: efectivo: símbolo de cambio y pago; de aceptación universal; el mundo lo acepta sin reparo, refiriéndonos a las monedas duras desde luego, el de mayor aceptación es el dólar americano.

La informalidad sea beneficiado con su uso, además del éxito comercial, omiten el pago de impuestos por los ingresos recibidos, por doquier hay muchísimos ejemplos, basta con ir a ala lagunilla, al mercado de Jamaica, a la Lagunilla y hasta Tepito, donde solo hay como medio transaccional los pesos y los dólares, y en muchos de los caso ni siquiera cuentan con inscripción fiscal o RFC.

Que decir de los grandes negocios de la delincuencia organizada, que todo lo manejan en dólares o en pesos, pero efectivo, la fortuna del más grande narcotraficante de México el Chapo Guzmán se estimó superior a mil millones de dólares americanos; y la del mayor delincuente de clase mundial Juan Pablo Escobar Gaviria en treinta mil millones de dólares.

En México este dinero busca acomodo en bancos, bienes inmuebles, autos sofisticados, y efectivo liquido, en Colombia donde lo ponían después de los costos de operación; en Inmuebles, Clubs de Futbol y en “Caletas”, que no es otra cosa que escondites bajo tierra o en falsos plafones, las proporciones del efectivo es muy extenso.

Pero el objetivo del fisco es combatir la defraudación fiscal, la simulación y la omisión en el pago de impuestos de personas físicas y morales por los ingresos generados, y la vía es la ruta de los dineros, siendo el eje los depósitos en instituciones financieras del sistema mexicano.

Para atender este segmento de ingresos, se acota con la fiscalización del manejo de efectivo de las personas físicas y morales; para ello se abrogo en 2014 la ley a los depósitos en efectivo y actualmente estableció su normatividad en el articulo 55  Frac. IV de la Ley del Impuesto Sobre la Renta; que establece:

Las Instituciones Financiera que componen el sistema financiero mexicano, están obligadas de informar al SAT, anualmente el 15 de febrero de los depósitos en efectivo que realicen en cuentas abiertas a nombre de los contribuyentes, cuando el monto mensual acumulado por los depósitos en efectivo, excedan de $ 15,000.00, así como todas las adquisiciones en cheques de caja.

En la miscelánea fiscal 2022, enviada por el ejecutivo en días pasados al Congreso, que tendrá su aprobación o rectificación el 31 de octubre; propone incrementar las obligaciones a las instituciones financiera, para que proporcionen en forma mensual (No anual) los depósitos en efectivo que realicen o les depositen sus clientes en sus cuentas.

Hace el reconocimiento que solo se trata de efectivo, no así de transferencias electrónicas, o de depósitos en efectivo menores a los $ 15,000.00 y no son acumulables; pero si es comunicable el deposito mayor, aunque sea ahorro.

Una de las preguntas que podría hacer el fisco; es la del origen de estos depósitos y serán acumulables para el efecto de pagos provisionales o definitivos del ISR, en los términos del articulo 55 referido.

Esta política se alinea con la ya comentada del Régimen de Confianza, la cual fiscaliza el efectivo por cualquier cantidad que reciba el contribuyente,  deberá estar alineada a un CFDI y por lo tanto ser acumulativa de impuestos.

Desde luego los bancos continuaran con sus políticas de recibir efectivo; por ejemplo:

  • City Banamex máximo 999.99 por transacción y hasta 5,000 us dlls.
  • Banorte; hasta 2,800 us dlls.
  • Bancomer 3,000 udis mensuales.
  • HSBC hasta 999.99 us dlls.
  • Santander hasta 999.99 us dlls.

Pero nosotros como personas físicas hasta $ 15 ,000.00; una cantidad superior será sujeta a un pago del 2%%, pudiendo el fisco verificar su proveniencia.

Entonces; deberemos ser cuidadosos ante estas disposiciones.

JFA. 27.09.21 sinergiaenpromocion.com

Esta es opinión personal del columnista

Columnistas

Gilberto Haaz Diez – Los restos de Hernán Cortés

Publicado

en

Por

ACERTIJOS

Quizá la más grande lección de la historia es que nadie aprendió las lecciones de la historia. 

Hernán Cortés, el Conquistador de México, al paso de la historia fue repudiado, hoy más que nunca por la 4T, que llegaron bailando cha-cha-cha y acomodando la historia a lo que a ellos les plazca, a AMLO y a la Sheinbaum, nuestros nuevos historiadores. Un alcalde de Medellín, España, pidió ayer que México devuelva los restos de Cortés a España, no sea que lo vayan a profanar, y envió senda carta a la embajadora mexicana. De Cortés ni calles existen, una que tienen en Veracruz, llamada Hernán Cortés y párenle de contar. Unos dicen que los restos de su urna se encuentra al lado del altar mayor del templo del Hospital de Jesús, en la esquina de Pino Suárez y República de El Salvador, donde justamente hace 500 años se encontraría con el emperador mexica Moctezuma II. Otros, aseguran que nunca fueron encontrados. El redescubrimiento de los restos de Hernán Cortés en 1946 fue noticia mundial. Aparecieron múltiples publicaciones periodísticas, entre ellas la revista Life, dando la noticia del hallazgo de la urna en el templo ubicado a un costado del Hospital de Jesús, el primero fundado en la Nueva España, cuya construcción empezó en 1601 y para 1688 ya contaba con capellanes dando sacramentos. Ahora que la figura de Hernán Cortés está en boca de todos, hasta de los políticos, que le sugieren al presidente Andrés Manuel López Obrador que los españoles se lleven sus restos mortuorios, cobra relevancia el acontecimiento, ya que el próximo jueves 28 de noviembre se cumplirán 73 años de la penúltima exhumación del capitán Hernán Cortés —la última estuvo a cargo del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), un año después. La historia que causó revuelo fue el supuesto hallazgo de la urna de Cortés en 1946, en la Iglesia de Jesús Nazareno en Ciudad de México, pero ¿cómo fue que se llegó a esta fecha? En constante movimiento El conquistador murió en Castilleja de la Cuesta, el 2 de diciembre de 1547, fue sepultado en Sevilla, y 11 años más removido a otro lugar. Aunque en su testamento dejó establecido que quería ser enterrado en tierras mexicanas, especialmente en el monasterio franciscano, cuyos descendientes deberían fundar. Sobre la petición, Jesusa Rodríguez, ex senadora y activista dijo en su cuenta de Twitter ‘’Apoyamos la iniciativa del alcalde Valentín Pozo de Medellín, Extremadura, España, de repatriar los restos de Hernán Cortés. Hace 500 años que esperábamos esta iniciativa’’. Órale, pues, van para allá. 

EL HIJO DE ROMERO DESCHAMPS 

Alejandro Romero Durán, hijo del depuesto y corrupto líder sindical de Petróleos Mexicanos (Pemex) Carlos Romero Deschamps, adquirió acciones en una empresa constituida en Islas Vírgenes Británicas con la que buscaba comprar bienes inmobiliarios, automóviles de colección, yates, antigüedades y joyas. Desde su incorporación a la firma en 2009, Romero Durán registró como parte de sus activos 10 propiedades establecidas en México. Actualmente es investigado por las autoridades mexicanas junto a su padre y otros miembros de su familia por su presunta participación en un esquema de triangulación de recursos que incluye empresas fachada y transferencias internacionales. La sociedad opaca y la mayoría de los bienes que ahora son revelados como parte de la investigación global Papeles de Pandora escaparon del radar de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), el órgano del gobierno mexicano que hizo un rastreo de las propiedades y cuentas bancarias de la familia del exlíder petrolero para denunciarlo ante la Fiscalía General de la República. 

Nota del diario El País. 

www.gilbertohaazdiez.com 

Esta es opinión personal del columnista

También te puede interesar ver: Gilberto Haaz Diez- Las delegaciones federales de AMLO

Continua Leyendo

Columnistas

Héctor Parra – AMLO: ignorante y perverso

Publicado

en

Por

TRAS LA VERDAD 

AMLO criticó el “¡recurso!” ante la Corte en contra de la consulta de la revocación de mandato, dijo en su mañanera de ayer viernes: «la congruencia es regla de oro… es una incongruencia que rechacen un mecanismo de democracia participativa”. Nadie lo ha rechazado, la institución está en la Constitución vigente. 

El presidente no leyó el escrito por medio del cual los diputados federales del grupo opositor presentaron el juicio de controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación, única instancia judicial para conocer y resolver estos juicios; es obvio que no sabe Derecho. Los legisladores impugnan la inconstitucionalidad de algunos artículos, no el sistema constitucional de la “revocación de mandato”. Por lo tanto, miente una vez más, manipula la verdad. 

Vendrían más mentiras por parte de López Obrador, quien, por capricho, exige llevar a cabo el procedimiento de “revocación de mandato”, cuando que, hasta el hastío se le ha dicho que solo procede a petición de la ciudadanía, no del perverso e ignorante presidente. 

Su engañoso discurso seguiría. También dijo: “Si la gente dice no queremos que continúe el presidente, me voy, sin ningún problema, es más, aunque no se llegue al 40 por ciento, porque para que tenga efectos vinculatorios, de acuerdo con la ley (Constitución), ojalá lo cambiemos después para reducir el porcentaje, tiene que participar el 40 por ciento de los ciudadanos”. El “señor” pretende se aplique su tergiversado criterio, no el impuesto por la Constitución. Otro distractor multimillonario, como fue el de la pasada consulta popular para “enjuiciar a los expresidentes de la República Mexicana, el pueblo lo “mandó por un tubo”. Cientos de millones de pesos tirados a la basura para cumplir sus caprichos. 

El “señor” López Obrador mencionaría que, aunque participe el 39 por ciento de las personas inscritas en el padrón electoral (Lista Nominal de Electores), la consulta no tendrá efecto legalmente, pero (el magnánimo) él tomará el resultado como una reafirmación del apoyo de la ciudadanía a su gobierno o, por el contrario, como un llamado a que deje su cargo. Sin mover el enorme y pesado aparato electoral, son, al menos, 60 millones de mexicanos que no están de acuerdo con su pésima administración. Ya puede ir dejando la silla presidencial y regresa a su finca denominada “La Chingada”.  

Luego sumaría más mentiras al expresar que, según él, esa es la razón por la que sus opositores no han promovido este evento ya que no desean que llegue al porcentaje de participación necesario para que él continúe en la Presidencia ¡Imaginación perversa la de López! 

Y dale con la terquedad de impulsar la figura de la revocación de mandato. Lo he sostenido en anteriores Columnas, lo que AMLO pretende es su “ratificación”, no su “remoción”. Así de truculento es el “presidentito”. No le falta imaginación para lucubrar. Luego inventó lo que no existe en la Constitución, expresó: “Si se tiene el 30 y la mayoría, 51 por ciento dice cambio, 49 dice se queda, me voy, porque no se puede gobernar un país como México sin autoridad moral, sin autoridad política, y esa

autoridad moral y política, ¿quién la otorga? Es el pueblo”. Lo cierto, lo verdadero, lo certero: ¡AMLO carece de autoridad moral! La autoridad legal y política se la otorgó el resultado de la elección. El pueblo no le otorgó “ninguna autoridad moral”; luego entonces, de acuerdo a su lógica, él tiene autoridad moral que le concedió el pueblo, cuando ha probado, demostrado hasta el cansancio que es un mañoso, corrupto, autoritario, déspota, intransigente, caprichoso e inepto para gobernar. 

AMLO: el marrullero. Luego “exhortó” a la gente para que confiara, e hizo un llamado a la población a participar en “su consulta”. No sin antes referir que, si están en contra de él, deben de ejercer su derecho a decidir, ya que de eso depende el éxito del método democrático. “Entonces pedirles a todos que participen y aquí vamos a ir dando a conocer, hasta donde lo permita el INE (al cual no respeta), cuáles son las marrullerías del bloque conservador”. El perverso ocio de AMLO no tiene límites.​ Él carece de autoridad moral y facultad legal para exhortar a la población a participar. Es la propia ciudadanía quien tiene ese poder legal, autoridad que emana de la Constitución. López Obrador confirma cuan sucio es como político y como presidente de la República ¡No al proceso de la revocación de mandato! 

Los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, tienen la responsabilidad de declarar la inconstitucionalidad de aquellos artículos que adecuaron los legisladores de Morena, para torcer la Constitución, quienes incluyeron la figura de la “ratificación”, perversidad que busca AMLO para reforzar sus políticas depredadoras. Por ejemplo, según su publicidad oficial en medios de comunicación, afirma que la caída del PIB, se debió a la “corrupción” y no a su pésima conducción de la titularidad del Poder Ejecutivo; que este año el PIB crecerá el 6% ¡Mentiroso! Así de perverso es AMLO ¡Sin revocación de mandato ya puede irse! 

Por Héctor Parra Rodríguez

Esta es opinión personal del columnista

También te puede interesar ver: Héctor Parra – Oposición impugna en el último día revocación de mandato

Continua Leyendo

Columnistas

José Sobrevilla- Corrupción, problema global

Publicado

en

Por

Por José Sobrevilla

Este año, el 27 de enero, Transparencia Internacional, TI, presentó su edición 2020 del Índice de Percepción de la Corrupción (IPC) para 180 países; donde registra la opinión de analistas, personas expertas, mujeres y hombres de negocios de diversos países sobre la situación que guarda la corrupción en cada una de las naciones que evalúa. Respecto a 2019, en esta medición, México mejoró dos puntos su calificación, pasando de 29 a 31 puntos. Escaló seis lugares, en términos relativos, pasando de la posición 130 (2019) a la 124 (2020) equiparándose a naciones como Bolivia, Kenia, Kirguistán y Pakistán.

Sin embargo, dentro de los integrantes de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, OCDE, nuestro país sigue siendo el peor evaluado, ya que se ubica en la posición 37 de los 37 que la integran. Pese a la tendencia positiva que muestran para el país los datos de 2020, en Transparencia, aún no nos recuperamos de su mejor evaluación “histórica”, que fue la de 35 puntos en 2014.

Pero, ¿qué temas se evalúan y analizan los expertos para obtener las mediciones que nos dicen cuáles son los países más corruptos del mundo y cuáles tienen un mejor desempeño?

Sin duda califican las inversiones que hacen en salud; aquellos que tienen mayor capacidad de proporcionar una cobertura sanitaria universal y que son menos propensos a vulnerar las normas democráticas. En los “peores” se registran cuestiones sociales y hasta políticas.

Por ejemplo, las diez naciones más corruptas del mundo –por puntaje y estadísticas– son: Sudán del Sur (179 puntos); Somalia (179 puntos); Siria (178 puntos); Yemen (176 puntos); Venezuela (176 puntos); Sudan (174 puntos); Guinea Ecuatorial (173 puntos); Libia (173 puntos); Corea del Norte (170 puntos) y Haití (170 puntos).

Los menos corruptos, Dinamarca (88 puntos); Nueva Zelanda (88 puntos); Finlandia (85); Singapur (85); Suecia (85); Suiza (85); Noruega (84); Países Bajos (82); Alemania (80 puntos); Luxemburgo (80 puntos).

El escalafón más alto en cuanto a transparencia y corrupción en 2020 lo ocuparon Nueva Zelanda y Dinamarca con 88 puntos sobre 100; pero cuando le decimos que la corrupción es un problema global es porque dos tercios de los Estados del mundo son corruptos, y se debe, en parte, ha dicho Daniel Eriksson, director de Transparencia Internacional, a que “son los países que más alto puntúan quienes hacen posible (visualizar) la corrupción de los que están al final de la lista″.

El índice que toma en cuenta Transparencia para hacer sus evaluaciones, al menos el más habitual, es el soborno, la malversación y el nepotismo en los distintos países; pero también si existen leyes contra la corrupción que realmente sean aplicadas o que son ‘letra muerta’, datos que reciben los expertos de Transparencia de los diferentes Estados. En los últimos años, países como Grecia, Myanmar y Ecuador las cosas han ido mejorando, ha declarado Eriksson a la famosa Deutsche Welle, DW; pero en otros, la situación ha ido empeorando; hablamos de Líbano, Malawi y Bosnia Herzegovina.

Ha dicho también el director de Transparencia que, en líneas generales, mientras más democráticas, abiertas y transparentes sean las sociedades, más capaces son de actuar contra la corrupción; aunque “también vemos que algunos países socavan la libertad de expresión y no observan los derechos humanos, lo que perjudica su capacidad de actuar contra la corrupción”.

La fama de “país corrupto” se termina convirtiendo en estigma, como es el caso de Afganistán; pero entre los que presentan las peores puntuaciones y se ubican entre los verdaderamente más corruptos del mundo, en América, por ejemplo, está Venezuela con 15 puntos. Esto a consecuencia de factores como las ejecuciones extrajudiciales, uso excesivo de la fuerza y homicidios ilegales cometidos por sus fuerzas de seguridad, lo que –evidentemente– pone en riesgo la democracia del país; problemas que fueron empeorando en los últimos años y se convirtieron en más graves, haciendo al país que gobierna Nicolás Maduro uno de “los más corruptos del mundo”. En 2018, en contraste, Transparencia había registrado a Venezuela en la casilla 168 y ahora está en la 176.

Una situación parecida a la de Venezuela la encontramos en Haití, porque históricamente ha sido un país marcado por la pobreza y –también– uno de los más corruptos del mundo. Esta isla ha sufrido diferentes acontecimientos que contribuyen a su deterioro como aquel terremoto de 2010, que dejó en ruinas al territorio y, hasta el día de hoy no se han recuperado completamente.

Otros de los más corruptos, pero de Europa, es Ucrania, país que cuenta con más de 40 millones de habitantes, y obtuvo una puntuación de 33, ¿por qué? por las víctimas de desaparición forzada, detención secreta y malos tratos por parte del Servicio de Seguridad, ya que entre 2014 y 2016, “no obtuvieron justicia, ni reparación” y, además, “tampoco se procesó a un solo presunto autor”.

Pero donde la pandemia ha destapado muchas irregularidades ha sido en Bosnia y Herzegovina, país ubicado en el sureste de Europa que recibió 35 puntos; en tanto que en África se encuentran la mayoría de países más corruptos del planeta. La lista la encabezan Sudán del Sur y Somalia con 12 puntos cada uno; pero les siguen Sudán, Guinea Ecuatorial, Libia, República Democrática del Congo, Guinea Bisáu, Congo, Burundi, Eritrea, las islas Comoras, Chad y Camboya. Escandalícese: estos son apenas los primeros veinte lugares, pero el ranking continúa.

Ahí, Transparencia ha recomendado que, para mejorar su puntuación y salir de los más corruptos del mundo, “los gobiernos de la zona deberían tomar medidas decisivas, especialmente en las economías ya debilitadas por la recesión económica derivada de la pandemia”.

En Asia, la República Árabe Siria ha sido un país marcado por el conflicto armado, y aparece en el tercer lugar, con 14 puntos. Este país acaba de reelegir a su presidente Bachar El Asad (lleva gobernando desde el año 2000 tras suceder a su padre, Háfez al-Ásad, quien presidió el país durante 29 años hasta su muerte). Su reelección se dio en medio de unos comicios calificados por los expertos de “polémicos”, pues no tenía rivales aparentes y a la oposición la había exiliado. A la lista le sigue Yemen con una puntuación de 15 entre los más corruptos del mundo, “un número realmente bajo, pero que concuerda con la situación del país” señala Transparencia.

Para Amnistía Internacional la pandemia ha perjudicado en gran medida los sistemas de salud; instancia que ha compartido datos de la ONU en los que se indica que “aproximadamente el 80% de la población ha necesitado ayuda humanitaria y protección, y otros 20 millones de personas se han encontrado en situación de inseguridad alimentaria”; sin embargo, grupos armados estatales y no estatales de Yemen han obstaculizado el acceso a dicha ayuda humanitaria, agravando su situación.

En el estudio, este 2020, Papúa Nueva Guinea ha figurado con 27 puntos entre los más corruptos del mundo, lo cual no sorprende ya que, en varias islas del continente oceánico, ha habido acusaciones de malversación de fondos que originalmente estaban dirigidos a la atención de la pandemia. Asegura Transparencia Internacional que, en Nueva Guinea, la sociedad civil exigió una auditoría de los fondos de emergencia y la contratación estatal con el fin de “asegurar un procedimiento inclusivo”.

República de Vanuatu es un país insular localizado en el océano Pacífico Sur y, desde que se independizó en 1980, de Francia y Reino Unido, ha tenido varias mociones de censura contra el gobierno. De hecho, el anterior primer ministro, Charlot Salwai, solo pudo completar una legislatura de cuatro años, lo que de alguna manera muestra el porqué de su ubicación entre los más corruptos del mundo.

Pero en América Latina, en cuanto a transparencia, los países mejor posicionados han sido Uruguay y Chile, mientras que los que figuran entre los más corruptos del mundo han seguido siendo Venezuela y Nicaragua en 159 del ranking.

Por otra parte, Brasil se ha ubicado en el puesto 94 y México estuvo aún peor posicionado entre los países más corruptos del mundo, ya que quedó en el lugar 124, junto a Bolivia. Les siguieron Panamá en el puesto 111 a nivel global y El Salvador en el 104. Entre los primeros 100 países con mejor posicionamiento aparecen Perú, escalón 94, a la misma altura de Brasil, Ecuador y Colombia empatados en el 92, seguidos de Argentina en el 78.

Cuba se encuentra en el 63, Costa Rica en la línea 42 y Chile y Uruguay se han consagrado como los mejores y más transparentes de la región al obtener los casilleros 25 y 21 respectivamente.

¿Qué ha recomendado a México el organismo encargado de medir la transparencia?

1.- En el marco de la emergencia sanitaria y sus consecuencias sociales y económicas, fortalecer las instituciones del sistema anticorrupción, especialmente a la Auditoría Superior de la Federación (ASF) y al Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales (INAI).

2.- La Auditoría Superior de la Federación deberá fiscalizar el gasto público en tiempo real, haciendo énfasis en el gasto en salud y los programas sociales y de reactivación económica.

3.- El INAI deberá concentrarse en asegurar el principio de ‘máxima publicidad’ en las acciones de salud pública, educación y reactivación económica vinculadas con los efectos de la emergencia sanitaria.

4.- La Fiscalía General de la República, FGR, y las instituciones de impartición de justicia deberían concentrarse en dar resultados concretos, esto es, sentencias a redes de corrupción, recuperación de activos desviados en los grandes casos, y asegurar la reparación de daño a las víctimas para delitos vinculados con actos de corrupción. Elaborado con información de:

https://espanol.yahoo.com/finanzas/noticias/ranking-pa%C3%ADses-corruptos-mundo-110000477.html

https://www.tm.org.mx/ipc2020/ Consultado el 11.10.2021

Esta es una opinión personal del columnista

Continua Leyendo

Más vistas

Noreste.net es un medio del Grupo Noreste. Los contenidos escritos y gráficos que se muestran en el portal, son responsabilidad exclusiva de sus autores y no necesariamente reflejan el punto de vista de Grupo Noreste. Noreste.net se reserva el derecho de hacer modificaciones en su sitio en cualquier momento y sin previo aviso, al igual que retirar en cualquier momento, contenidos previamente publicados si así conviniere a la empresa.